BUENOS AIRES (ADNSUR) - Después de una nueva reunión en el Ministerio de Trabajo, los dirigentes de la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA) y de la Unión de Aviadores de Líneas Aéreas (UALA) anunciaron que levantaron el paro de 48 horas que se iba a llevar adelante entre las 0 horas de este sábado y las 23:59 del domingo.

Los sindicatos reclaman igualmente que "a 11 meses del vencimiento de las paritarias" siguen "sin acuerdo por el período octubre-2018/septiembre-2019 y la empresa insiste en no presentar ninguna propuesta de recomposición", informó TN.

Al salir del encuentro, Pablo Biró (secretario general de ALPLA) se refirió a lo conversado con las autoridades: “Procuraremos avanzar en un acuerdo definitivo. Esta es una muestra de buena voluntad de los trabajadores una vez más, a pesar de que nos siguen empujando al conflicto”.

Justamente Biró, antes de ingresar a estas negociaciones había expresado: "Vamos a denunciar penalmente a los funcionarios que cometan abuso de autoridad y al gobierno nacional en la OIT por afectar el derecho de huelga. No nos pusieron de rodillas en cuatro años, no lo van a hacer ahora faltando 20 días para que se vayan".

A través de un comunicado, desde APLA argumentaron que en diciembre ya les pagaron un bono de entre $5.000 y $30.000; en enero realizaron un ajuste de salarios del 10,2%; en marzo volvieron a aumentar un 4,1%; en abril el 15,2% y en septiembre un bono de $5.000 pesos para los sueldos menores a $100.000.

Por su parte, el presidente Mauricio Macri había asegurado este viernes que el paro "es político" y lanzó duros cuestionamientos hacia APLA y UALA: "Nunca vi un gremio que se oponga a tener más afiliados para no favorecer a la revolución de los aviones", sostuvo el mandatario en relación al rechazo de estos gremios a la llegada de las aerolíneas low cost a la Argentina.

La medida de fuerza en reclamo de aumentos salariales iba a afectar a 650 vuelos y 75.000 pasajeros, lo que generaba una enorme complicación para todos ellos.