COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR) - La Administración del Puerto de Comodoro Rivadavia resolvió este jueves establecer, con carácter de excepción, una bonificación del 25% del tarifario vigente para la industria pesquera y empresas de servicios portuarios en el ámbito de la ciudad.

El administrador del Puerto, Favio Cambareri, manifestó que “el estado de situación económica actual da cuenta de los efectos de una reciente devaluación de la moneda nacional, con aceleración del proceso inflacionario y estado de volatilidad cambiaria, que afecta indistintamente a distintos sectores de la economía nacional y regional”.

Manifestó que “desde el ámbito gubernamental, como en las cámaras empresariales y gremios de distintas actividades, se reconoce que el estado de crisis económica existente provoca desequilibrios en los costos de las empresas, caída en los niveles de la actividad económica y disminución del empleo, como también atrasos e incumplimiento en el pago de obligaciones preexistentes del sector privado.”

Asimismo Cambareri comentó que, “en base a éste contexto económico, el sector pesquero de esta ciudad, a través de presentaciones recientes de algunas empresas que peticionaron a la administración portuaria, como también a autoridades provinciales y municipales, la instrumentación de medidas que ayuden al sostenimiento de la actividad”, a la vez que remarcó que, “ésta situación alcanza también a prestadores de servicios de la comunidad portuaria quienes también solicitaron medidas similares para reducir tarifas y costos en esta coyuntura económica”.

En este sentido, señaló que la resolución 8/19 APPCR expresa que “las medidas consistirán en la bonificación del 25% de todas las tarifas portuarias para las empresas titulares de establecimientos industriales pesqueros, empresas armadoras de buques pesqueros, empresas de estibajes, para concesionarios, permisionarios, arrendatarios de inmuebles en zona portuaria, por un período de 120 días con carácter de excepción sobre el tarifario vigente”.

Explicó que la bonificación “que se propone estará condicionada en su continuidad a la regularización por 60 días de las deudas existentes con la administración portuaria. Estas medidas se instrumentarán por un período definido de cuatro meses y en lo sucesivo se podrán prorrogar por otro período, o bien, modificarse o dejarse sin efecto, total o parcialmente, de acuerdo a la evolución de la situación económica general y de la situación particular de la industria pesquera y de servicios portuarios en el plano regional.”