CÓRDOBA (ADNSUR) – Tras conocerse la sentencia contra Brenda Barattini, la joven radatillense de 28 años que este miércoles fue condenada a 13 años de prisión por haberle cortado parte del pene y los testículos a su amante con una tijera de podar; familiares, allegados e integrantes de distintas agrupaciones expresaron su rechazo al fallo y se desataron algunos incidentes dentro del edificio de Tribunales.

Esta tarde, Barattini fue encontrada por unanimidad culpable del delito de tentativa de homicidio por un jurado popular.

Apenas conocida la sentencia, personas allegadas a la acusada provocaron algunos incidentes dentro de la sala, en este caso su mamá e integrantes de algunas agrupaciones que defendían a Brenda y alegaban que ella era la verdadera víctima.

En ese marco hubo vidrios rotos en el pasillo de los Tribunales y forcejeos con la Policía, que derivaron en la detención de una persona por daños.

Fuente: Vía Córdoba