CAPITAL FEDERAL (ADNSUR) - Dos hombres a bordo de una moto le arrebataron el teléfono a una embarazada y en el ataque uno de ellos le pegó una patada en la panza. El ataque ocurrió el domingo en la intersección de Masantonio y Monteaguado, en el barrio de Parque Patricios.

Dos Policías de la comisaria vecina 4 A de la Policía de la Ciudad que vieron toda la secuencia dieron la voz en alto, pero los delincuentes no se detuvieron.

Uno de los efectivos fue inmediatamente a asistir a la embarazada, mientras que el otro fue tras los motochorros, a quienes detuvieron a unas pocas cuadras del lugar.

Según informa TN, la víctima fue asistida por una ambulancia del SAME, y "se encontraba en buen estado de salud y sin riesgo para el embarazo", dijo la policía.

Uno de los delincuentes fue trasladado a la Fiscalía Correccional N°19, donde se dispuso el traslado a la alcaidía de la Comisaría Vecinal 4 A, mientras que el otro, que estaba borracho, debió ser trasladado al hospital.