NEUQUÉN - La fuga en un pozo exploratorio de gas en Loma La Lata Oeste se transformó en una situación crítica. El fluido se incendió la madrugada de ayer domingo y obligó a la operadora YPF a redimensionar su plan de contingencia. Mientras se realizaban tareas de enfriamiento en la locación se esperaba por la llegada de un grupo de expertos extranjeros que el domingo a la tarde aterrizaron en Neuquén.

Se trata de una perforación exploratoria LLLO X-2 que ya estaba terminada y que tuvo como destino el gas de Vaca Muerta. Está dentro de una locación ubicada entre la Ruta 17, que conecta Añelo con Plaza Huincul, y la costa del lago Los Barreales. La zona no esta poblada ni tiene viviendas en las cercanías.

Desde la operadora confirmaron tanto la fuga del sábado como el posterior incendio. Destacaron que no se produjeron heridos por los hechos y agregaron que “trabajan en la zona dos autobombas con dotaciones de 12 bomberos cada una”.

En tanto desde Provincia, que monitorean los trabajos desde las primeras horas, explicaron que están en contacto directo con las autoridades de la compañía.

 Según informó Diario de Río Negro se trata de un equipo de la compañía Wild Well Control con sede en Estados Unidos y líderes en este tipo de emergencias.

Sobre las causas, fuentes del sector apuntaron a una falla durante una de las últimas maniobras de completación en el pozo. Creen que pudo existir una pérdida en el cabezal del “árbol de producción” al intentar realizar un pasaje para una cinta calefactora.

El hecho podría sintetizarse como un desperfecto en una válvula. Por el momento de las operadora no adelantaron las posibles causas y aguardarán a contener la situación para poder analizar el desencadenante.

Desde la locación se filtró un video en la que se pueden observar llamas de más de cinco metros de altura. Por el momento se realizan tareas de enfriamiento con camiones cisternas y equipos anti-incendios. Los especialistas consultados destacaron que, pese al escenario, es positivo que el fuego esté contenido dentro del perímetro de la locación.

En ese sector de Loma La Lata la petrolera nacional desarrolla un proyecto exploratorio que tenía previsto poner en marcha recién para el año 2021.

El antecedente más cercano para un accidente de este tipo, con un pozo de gas prendido fuego, fue en 2013 cuando una retroexcavadora dañó un pozo de Pluspetrol, en el yacimiento Centenario, ubicado a metros de un barrio en Plottier (ver aparte). En 2018 YPF también padeció un derrame de crudo en el área Bandurría Sur que tardó 36 horas en poder ser controlado.