COMODORO RIVADAVIA (ADNSUR / Escuchá la entrevista) - El Ministro de Hidrocarburos de la Provincia, Martín Cerdá, se refirió al proyecto del Fondo de Emergencia que impulsan desde la Mesa de Unidad Sindical y que apunta a crear un impuesto extraordinario al sector privado para incrementar los ingresos provinciales y de esa manera pagar los sueldos de los empleados estatales. En diálogo con Actualidad 2.0, Cerdá consideró que un tributo de estas características podría tener un impacto negativo en las inversiones de las empresas en Chubut, e incluso provocar que algunas empresas elijan otras Provincias para invertir.

El ministro se mostró contrario a la creación de un fondo a partir del pago de un nuevo impuesto al sector privado, y explicó que "uno a veces prioriza que en vez de sacarle a las empresas más dinero es mejor que lo vuelquen en más inversiones, porque eso nos trae más puestos de trabajo, más ingresos, y no buscar que las operadoras se tengan que hacer cargo de pagar más impuestos de los que ya lo hacen por ley".

Consideró que es probable que una recaudación extraordinaria de esas características provoque una baja de inversiones. "Las empresas buscan siempre mejorar su rentabilidad para seguir invirtiendo y seguir creciendo. Si se le quiere sacar con alguna medida posiblemente lo que suceda, en algunos casos, puede dejar de invertir e ir a hacerlo a otras provincias con marcos legales tributarios mas atractivos, como Río Negro, o Salta, que con bajas de impuestos están buscando atraer inversiones".

Los efectos dejar de perforar

Sobre el anuncio realizado por YPF en relación a la paralización de equipos, Cerdá indicó que la operadora aduce "la imposibilidad de atender sus operaciones de perforación y workover, por la situación que se está atravesando en Comodoro Rivadavia" (con piquetes de trabajadores estatales que impiden el paso de los operarios petroleros a los yacimientos.

"La perforación se paraliza, esto va a impactar en los próximos meses en pérdida de producción. La producción se está manteniendo, pero pozo que necesita reparación se tiene que parar y esto va a reflejar una merma en producción. Necesitamos perforar para que no se caiga la producción, el impacto lo vamos a ver sobre fin de año".

 

"El anuncio de la operadora fue la reducción de actividades por la situación de la Provincia, cuando se normalice esto la actividad debe retomar su ritmo habitual", estimó Cerdá, y remarcó que "el compromiso de las operadoras hace 20 días es que la actividad no se iba a ver afectada por el decreto del presidente Macri (de pesificar el barril de petróleo)" de modo que si una vez normalizado el escenario provincial no se retoma la actividad, aseguró que se buscarán alternativas para mantener las inversiones.