Pese al contexto económico y social adverso, la subcomisión de hockey del Club Deportivo Portugués, conformada por jugadoras, padres y directivos, se esfuerza en tratar de recaudar fondos para terminar de pagar la cancha de césped sintético.

Gracias al gobierno municipal se pudo concretar la base y con el aporte del gobierno provincial se pagó la seña para la compra de la alfombra a la empresa Forbex. Sin embargo, aún falta pagar una parte y es necesario hacer obras de contención para la finalización del proyecto, por lo cual el club lanzó una venta simbólica de metros cuadrados para recaudar el faltante.

Con este objetivo, jugadoras, padres y directivos se abocaron a realizar tres eventos en las últimas dos semanas. Un arduo trabajo que se concentró, primero, en la realización de 200 porciones de pollo al disco, con la ayuda de los cocineros solidarios Alejandro, Nancy y Román.

Paralelamente, el mismo fin de semana se realizó el torneo nocturno “Un pedacito de césped, un pedacito de sueño”, organizado por las categorías Sub18 y Primera Damas en la canchita reducida. Con una gran convocatoria se vivieron dos jornadas a puro hockey para “mamis” y equipos mixtos.

Finalmente, agradecemos la posibilidad de tener un bufet en la Expo Deportes, con tres días en un Predio Ferial colmado que permitió seguir recaudando, fortalecer el grupo de trabajo y quedar cada vez más cerca de nuestro sueño.

Sin embargo, aún queda mucho por juntar. Por eso solicitamos la colaboración de todas las empresas o particulares, gente del deporte que sabe lo que cuesta realizar obras de esta envergadura, para que con lo poco que puedan se acerquen al Club Deportivo Portugués (Girolamo 3200) o consulten por Facebook (Deportivo Portugués y Hockey Deportivo Portugués) y nos ayuden a terminar el año con esta cancha de césped sintético que soñamos desde hace 15 años.